Sólo otro weblog de WordPress.com

GUMBORO

También conocida como enfermedad bursal infecciosa, es una enfermedad aguda altamente contagiosa ocacionada por un birnavirus, afecta principalmente pollos jovenes.

Etiología:

Es causada por el virus de la enfermedad bursal infecciosa (VEBI) el cual es aislado facilmente de la Bolsa de Fabricio, puede aislarse de otros órganos de un animal infectado, es excretado en las heces y transmitido de galpón en galpón a través de fomites.

Síntomas:

  • Infeccion subclínica:

    • Causa una inmunodepresión grave y duradera como consecuencia de la destrucción de linfocitos inmaduros en la bolsa de fabricio, el timo y el bazo.

    • Infección secundaria con virus y bacterias patógenas que provocan la aparición de multiples enfermedades y síntomas confusos .

  • Infección clínica:

    • Los animales presentan postración grave.

    • Falta de coordinación.

    • Diarrea acuosa.

    • Plumas anales sucias.

    • Picoteo del ano.

    • Inflamación de la cloaca.

    • En la necropsia se observan lesiones en la bolsa cloacal. La bolsa de fabricio se presenta tumefacta, edematosa, amarillenta y a veces hemorragica.

Diagnóstico:

A partir de la presencia de los síntomas y hallasgos en la necropsia, se recomienda el aislamiento del virus y la identificación, prubas serologicas cuantitativas y ELISA.

Tratamiento:

No existe un tratamiento especifico, se puede administrar la vacuna de VEBI vivo por medio de gota ocular, en el agua de beber o ruta subcutánea.

Los comederos utilizados en la granja avicola pueden ser de distintas formas y tamaño, lo importante es cubrir con la necesidad del productor de suministrar el alimento de la manera más rápida y eficiente, evitando el desperdicio del alimento y garantizando la conservación de la calidad del mismo.

Durante las primeras de vida de los pollitos se pueden utilizar cajas de cartón de 2,5 cm de alto a razón de un comedero por cada 25 pollitos bebes. Los comederos de carton deben sustituirse durante la segunda o tercera semana por comederos plásticos portatiles o comedero de canoa pero en ambos casos el productor debe asegurarse de garantizar 2 cm lineales de comedero por ave.

Comederos tipo cilindro:

Estos comederos consisten en un cilindro invertido con un plato en la base en el cual cae el alimento de manera automatica en la medida en que el animal va consumiendo el alimento.

Con la finalidad de acostumbrar a los pollitos se recomienda colocar el alimento solo en el plato y este sobre el piso ditectamente, días después el alimento se debe colocar en el cilindro y se procede a colgar los comederos de tal manera que el plato quede a la altura de la espalda del animal.

A medida que los pollitos van creciendo se debe acomodar la altura de los comederos para evitar el desperdicio de alimento.

Para gallinas ponedoras se coloca un comedero tipo cilindro por cada 50 gallinas.

Comederos tipo canoa:

Cuando se utiliza comedero tipo canoa, bien sea portatil o fijo en concreto es importante evitar que las aves se metan dentro del comedero, esto se logra colocando una malla gruesa que permita el paso del pico a través de ella pero no de animal.

Cuando se utiliza este tipo de comedero se duplica la capacidad del mismo, ya que los animales se pueden ubicar por ambos lados del comedero.

Para las gallinas ponedoras es recomendable utilizar 8 cm de comedero por cada ave.

Los bebederos al igual que los comederos deben garantizar el fácil acceso de los animales evitando al mismo tiempo que las mismas penetren en ellos. Los bebederos pueden ser tipo canoa, automaticos o tipo campana.

Bebedero tipo campana:

Son muy parecidos al comedero tipo cilindro y funcionan de la misma manera, son muy utilizados ya que garantizan el suministro de agua limpia todo el tiempo.

En pollitos bebes se debe utilizar un bebedero por cada 100 animales.

A medida que los animales crecen se debe aumentar la cantidad de bebederos.

Bebedero tipo tetina:

Consiste en una pequeña tetina o chupa en la cual el agua cae en forma de gotas a medida que los animales la van consumiendo.

Son muy utilizados durante las primeras semanas de vida de los pollitos aunque se puede utilizar en animales de cuelquier edad.

Son muy prácticos y evitan el desperdicio de agua grarantizando el suministro constante de agua limpia.

Bebedero tipo canal:

Son más utilizados para suministrar agua a aves adultas, se utilizan a razón de tres cm lineales de bebedero por cada 100 aves.

Los nidales se utilizan solo en el caso de que se trate de una explotación de gallinas ponedoras.  Se colocan durante la semana 16 para que las gallinas proximas a la postura se vayan acostumbrando. Es en este sitio donde las gallinas deben colocar los huevos por lo que  deben ser comodos y seguros.

Se recomienda ubicarlos en el lugar más oscuro para favorecer la postura. Los nidales se deben mantener siempre muy limpios y secos.

Los nidales pueden ser individuales o colectivos.

Nidales individuales:

Consisten en un cajon de madera preferiblemente cuyas medidas varian de acuerdo a la raza. Sin embargo se recomienda que no tengan menos de 20 cm de frente, 30 cm de alto y 30 cm de fondo. Se debe colocar un nidal individual por cada 4 gallinas.

Nidales colectivos:

Son pequeñas areas de postura en donde los animales se echan de manera grupal. Deben existir como minimo 2 m2 de nidal por cada 100 aves. Este sistema es menos utiñlizado ya que con frecuencia las aves se pelean por su territorio.

A medida que los pollitos van creciendo, aumentas sis necesidades en cuanto a espacio físico se refiere, sin embargo, los pollos de engorde requieren de menos espacio que las gallinas ponedoras ya que se debe reducir la perdida de energía en el traslado de los animales de un lugar a otro.

Edad

Espacio (m2 / ave)

Comedero (cm / ave)

Dormitorios

0 – 4 semanas

0.05

 

 

4 – 10 semanas

0.1

5

10 * 20 cm / ave

10 – 20 semanas

0.2

10

15 * 30 cm / ave

> de 20 semanas

0.25

10

38 * 25 cm / ave

Consideraciones iniciales:

Los pollitos bebés tienen cierta dificultad al momento de regular la temperatura corporal, sin embargo, en el caso de pollos adultos su rango de exigencia es más amplio y los pollos regulan su temperatura con mayor facilidad. 

Por este motivo es necesaria la instalación de lámparas que además de aumentar las horas luz aumentan la temperatura del galpón y por ende las de los pollitos.

La humedad realtiva dentro del galpón debe variar entre 60 y 70 %.

Durante las primeras semanas de vida de los pollitos este valor se mantiene bastante bajo debido a los sistemas de calefacción, pero a medida que los animales crecen la humedad relativa aumenta como consecuancia del clima en el exterior del galpón, la concentración y tamaño de los pollos, deficiencias en la ventilación, exceso de agua proveniente de los bebederos, evaporación de agua de las deyecciones, etc.

El galpón debe contar con una ventilación adecuada, que permita la eliminación de la húmedad excesiva dentro del galpón, el intercambio de aire con el exterior y control de la temperatura.

Para mantener los valores de humedad relativa y ventilación en los valores optimos se deben emplear ventiladores y extractores dentro del galpón.

Construcción del galpón:

Los galpones para las explotaciones de pollos de engorde son por lo general de forma rectangular, cuentan con 10 – 12 metros de ancho y 80 – 120 metros de largo.

El techo se presenta en dos aguas con una altura de 2.30 metros minimo en la parte más baja.

Los galpones deben ubicarse en sentido este – oeste en climas cálidos y norte – sur en climas frios.

Los galpones pueden elaborarse en piedra, concreto con estructura metalica, estructura de madera, malla o telas.

Las paredes pueden ser completas o mediapared y se pueden combinar materiales, todo esto depende del clima, el tipo de explotación el tipo y número de animales y de la disponibilidad economica.

Los comederos y bebederos son por lo general sistemas automatizados que disminuyen las perdidas y hacen más eficiente el proceso productivo.

Aunque el piso más recomendable es de concreto, se debe cubrir con la llamada “cama”. La cama es el material con el que se cubre el piso con la finalidad de absorver las excrecionesde los animales evitando que se forme una masa pantanosa.

Generalmente se recomienda un acama de 15 cm de espesor, elaborada con virutas de madera, cascarilla de arros, paja seca cortada en trozos medianos.

Los materiales muy finos como el aserrin tienden a producir problemas respiratorios y en los ojos de las aves.

Otros materiales como la cascarilla de cafe pueden generar hongos que afectan la salud de las aves.

Cuando el productor observa que la cama esta muy húmeda o pesada, presenta mal olor o hongos debe reemplazarla por otra limpia, aunque esta labor se recomienda al final de la labor de producción.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 38 seguidores